Expectativas No Cumplidas y Sobreestimación de las Capacidades

Contenido, Experiencia de Usuario

Es frecuente encontrarse con ejemplos de promesas no cumplidas: la declaración de algo que no se concreta como se había indicado. Como en el ejemplo de las capturas: junto a la imagen de la portada de un libro, un botón con una lupa dice ver imagen más grande. Sólo que la imagen que se abre en una ventana pop-up es incluso más pequeña que la original.

expectativas-imagezoom02

La ficha del libro en este sitio promete la existencia de una versión más grande de la imagen de la portada.

expectativas-imagezoom01

Sólo que la imagen más grande en realidad es más pequeña.

Me atrevería a aventurar que en este caso se trata de algo que he visto antes: la petición de funcionalidades que el cliente quiere tener, incluso aunque no vaya a ser capaz de mantener los requerimientos de esa funcionalidad. Indicar que se puede ver una imagen mayor promete que veré una versión más grande de la imagen que alguien tiene que proveer y publicar. Pero a veces, por los procesos, laxitud de los controles o falta de capacidad operativa, se olvidan y abandonan.

Es importante fijarse metas ambiciosas, pero también es importante ser realista. No prometas lo que no vas a ser capaz de cumplir.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.